El Gesto Diocesano sigue adelante

la organización del Gesto propone ir más allá y “Vivir un día cuidando de la creación”, reduciendo a la mitad el consumo habitual de la electricidad, calefacción y agua, viajando a pie o en transporte público, no consumiendo carne roja y calculando la huella que dejamos en el planeta. Además, dedicar un día al planeta se presenta como una ocasión propicia para repensar nuestras prácticas de consumo y aprender a reducir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *